Determinación y perseverancia en la lucha contra la corrupción

Lunes 18 de enero de 2021 17:28:46
Nhan Dan-

Mirando hacia atrás los resultados de la implementación de la Resolución del XII Congreso Nacional del Partido, el Comité Central del Partido Comunista de Vietnam (PCV) destacó que la construcción partidista ha logrado resultados integrales, entre ellos cabe destacar la lucha contra la degradación de las ideas políticas, la moral y el estilo de vida, junto al combate contra la corrupción. Además, es consistente en el liderazgo, la orientación y las medidas drásticas, integrales, profundas y sin excepciones, aportando lecciones valiosas en la teoría y la práctica.

Correctos lineamientos y alta determinación política

En los últimos días de 2020, el arresto, enjuiciamiento y la expulsión del Partido para los altos funcionarios Tat Thanh Cang y Nguyen Duc Chung, por “violar las regulaciones de gestión y uso de bienes estatales provocando pérdidas y despilfarro” y “apropiación indebida de documentos confidenciales del Estado”, fueron las respuestas claras a las preocupaciones del público sobre el manejo inadecuado de algunos casos graves de corrupción o las opiniones existentes acerca de la dejadez en la lucha contra este flajelo en el Partido.

Las mencionadas decisiones de los órganos del Partido y el Estado aportan evidencias convincentes y garantizan los principios del Partido en la detección y la sanción de la corrupción, los cuales se han subrayado por el secretario general del PCV y presidente del país en varias reuniones del Comité Directivo Nacional para la Prevención y la Lucha contra la Corrupción. Es necesario verificar cada caso y aclarar cómo manejarlo y hacerlo de manera sincrónica entre las disciplinas partidistas, estatales, sindicales y penales.

Recientemente, el Comité Directivo Nacional para la Prevención y la Lucha contra la Corrupción (en adelante, Comité Directivo) llevó a cabo una conferencia de balance del período 2013-2020. Se trata de un evento de gran importancia que resume todos los trabajos de la entidad desde su estableciemiento hasta ahora.

De acuerdo con dicha entidad, los organismos competentes centrales y locales han investigando unos 14 mil casos y procesado a más de 24 mil imputados, así como han juzgado en primera instancia más de 11 mil casos y a 22 mil imputados por corrupción, con sentencias muy estrictas, pero también humanas. En concreto, cabe mencionar los de la Corporación de Saigón y de organizaciones de apuestas en Phu Tho y otras localidades.

Por otro lado, la recuperación de activos ilícitos y de la corrupción también ha logrado cambios positivos con una tasa elevada. Este indicador fue inferior al 10 por ciento en 2013, pero alcanzó más del 32 por ciento durante el período 2013-2020.

Una encuesta del Instituto de Opinión Social y la Comisión de Comunicación y Educación muestra que el 93 por ciento de los funcionarios, militantes y ciudadanos creen en el liderazgo y la dirección del Partido en el trabajo de lucha anticorrupción. La Organización de Transparencia Internacional valoró la Percepción de la Corrupción (IPC) de Vietnam en el puesto 96 de la lista de 180 países en 2019, un aumento de 27 lugares en comparación con 2012.

Ese resultado afirma la eficiencia del establecimiento del Comité Directivo, además de demostrar la alta determinación política del Partido en la lucha contra la corrupción, la construcción del país y el fortaleciemiento de la confianza pública.

Coordinación sincrónica y estrecha para crear una sinergia

Según el Comité Directivo, una de las razones de los resultados destacados en la lucha contra la corrupción son los esfuerzos y la coordinación armoniosa de los organismos de todos los niveles. Asimismo, la herencia del proceso de combate persistente, la unanimidad del Partido y el pueblo y la participación de todo el sistema político, los medios de comunicación y la sociedad crean una sinergia en la lucha contra este flagelo.

La inspección, la supervisión, la auditoría, la detección oportuna y el manejo estricto también contribuyen a mejorar esta tarea. En consecuencia, los Comités partidistas de todos los niveles han sido proactivos y activos en implementar las tareas anticorrupción, enfocándose en los sujetos, temas y campos complicados.

Entre los casos graves, cabe destacar el de la compra por parte de la compañía vietnamita MobiFone del 95 por ciento de las acciones de la empresa Audiovisual Global (AVG) a precios inflados. Los organismos procesales actuaron de manera ejemplar en el proceso de investigación, acusación y juicio, al señalar la verdadera naturaleza del caso, recuperar los activos ilícitos y de la corrupción y ser un ejemplo de procedimiento contradictorio con el mayor número de abogados participantes en la defensa, 41.

Mediante los juicios de los casos de corrupción graves, complicados y de interés de la opinión pública, el liderazgo y la dirección del Comité Directivo y el Tribunal Supremo Popular siempre asegura la coordinación con la Fiscalía Suprema Popular y el Ministerio de Seguridad Pública, dio a conocer Nguyen Tri Tue, vicepresidente del Tribunal Supremo Popular de Vietnam.

De acuerdo con Le Minh Tri, presidente de la Fiscalía Suprema Popular, las autoridades han dirigido a todo el sector para coordinarse con los organismos competentes en la lucha contra la corrupción, fortalecer la responsabilidad de la Fiscalía en la investigación, establecer activamente una investigación y defender resueltamente las opiniones sobre los delitos.

Bajo el liderazgo y la dirección directa del secretario general del Partido y presidente del país, el Comité Directivo asesora las principales directrices y políticas anticorrupción. Es decir, la entidad es verdaderamente el centro para regular, coordinar y conectar los organismos legislativos, ejecutivos, judiciales y consultivos del Partido.

Al aclarar el mecanismo de coordinación y el papel del Comité Directivo, el subjefe de la Comisión de Control Disciplinario, Vo Van Dung, dio a conocer que, con el fin de acelerar la resolución de los casos graves, se estableció un mecanismo de coordinación de cinco niveles, desde el local hasta el nacional.

Por otro lado, existe un mecanismo de cooperación entre los departamentos y agencias interinstitucionales y otro de consulta regular entre los miembros permanentes del Secretariado, los vicepremieres permanentes y los jefes de la Comisión de Asuntos Internos del Comité Central del Partido.

Con dichos mecanismos, se eliminan todas las dificultades y los obstáculos, asegurando la investigación, el enjuiciamiento a tiempo y la acusación a la persona adecuada según la ley y de manera imparcial.

“Sin parar, sin descansar”

El secretario general del Partido y presidente del país, Nguyen Phu Trong, destacó recientemente que la lucha contra la corrupción es una guerra contra los enemigos internos y una misión importante, urgente, complicada y a largo plazo que debe realizarse con determinación y perseverancia.

Por lo tanto, en el combate anticorrupción las autoridades no deben ser impacientes, y deben trabajar sin parar y sin descansar. Al mismo tiempo, los órganos competentes deben ser determinados en la detección y el manejo de los casos, fortalecer la enseñanza, la gestión y la prevención de las corruptelas y luchar contra las conspiraciones de las fuerzas hostiles.

El Comité Central del Partido determinó que la corrupción es todavía uno de los peligros que amenazan la supervivencia del Partido y del régimen. Por eso, “luchar persistentemente contra la corrupción y el despilfarro” se considera una tarea de gran importancia de la construcción partidista.

Según el Comité Directivo, en cada período diferente es necesario identificar las tareas clave y soluciones de avance adecuadas a la situación del país y cada localidad, además de absorber de forma selectiva las experiencias de otros países sobre la lucha contra la corrupción para que el trabajo al respecto logre resultados integrales y completos.

La entidad ha establecido 10 grupos de tareas y soluciones clave para el combate contra este mal en los próximos tiempos, contando con la mejora del papel, la responsabilidad y el carácter pionero de los Comités del Partido, los funcionarios y, especialmente, los responsables del trabajo anticorrupción.

Paralelamente al fortalecimiento de la inspección y la completación de los lineamientos del Partido y las políticas de gestión socioeconómica del Estado, es necesario establecer un marco político y legal completado y unificado, impulsar la supervisión de cada militante y controlar eficazmente los activos y los ingresos de las personas con cargos y poderes.